Hosting por dinahosting Matrículas de multiplicar - Tocamates - matemáticas y creatividad

Matrículas de multiplicar 2


Matrículas de multiplicar

Hace años que juego con las cifras de las matrículas de los coches, me consta que mucha gente lo hace, a distintos juegos, yo tenía el mío y aprovechaba las filas de coches atascados o aparcados para practicarlo.

Un día lo conté a mis compañeros del colegio: con las cuatro cifras de la matrícula. Había que usarlas una sola vez junto a las operaciones matemáticas que conocieras para conseguir una igualdad. No me hicieron ni caso. Tengo un recuerdo de años después, mi primer coche (un VW Polo de segunda mano) no daba ninguna igualdad y que el segundo (un precioso Citroën ZX) sí. Su matrícula era MU 2623 BN y 2+6 era lo mismo que 2 elevado a 3. Eso me daba especial satisfacción, ya que en mi cabeza pelín obsesiva las matriculas que además de cumplir esta propiedad lo hacían sin alterar el orden de las cifras estaban en el olimpo de las matrículas. Nunca determiné cuántas matrículas cumplían la propiedad y cuántas no. Aunque sí que descubrí muchísimos casos particulares. Las matrículas con dos ceros lo cumplían trivialmente, o con un cero y un uno, o con un cero o un uno y cifras consecutivas… Tampoco tenía claro el abordaje matemático, más allá de abrir una hoja de cálculo y colocar las diezmil matriculas posibles, un abordaje por la fuerza. Cuando lo conté en verne, mi amigo Jose Pol Lezcano -creador de la maravillosa Calculadora de Alicia– contraofertó en twitter tres juegos más concretos para hacer con las matrículas:

Uno de ellos es el que motivó que mi juego inicial tornase en obsesión por encontrar placas cuyas dos primeras cifras multiplicadas den las dos siguientes entendidas como decena y unidad, o sea, matrículas “abcd” tales que a·b=”cd” (en rigor a·b=10c+d).

Compartí esto una noche en twitter y conseguí lo que os prometo que no esperaba, socializar mi obsesión. En este momento hay gente dentro y fuera de España (y me consta que también fuera) cazando “matrículas de multiplicar”, incluso cuando van a comprar el pulpo para la cena de Navidad.

Incluso hay quien desde Argentina donde lejos de lamentar que sus “patentes” solo tienen tres cifras, han buscado la forma de adaptar el juego a sus posibilidades. A todos ellos les estoy muy agradecido por haber compartido mi obsesión.

Este juego es muy recomendable para mecanizar algo tan importante como las tablas de multiplicar, totalmente necesarias para desarrollar cualquier tipo de cálculo, tanto el mental como el que se pueda hacer con lápiz y papel y cualquier algoritmo. Incluso hay quien -con muy buen tino- ha propuesto utilizar esta primera experiencia para iniciarse en las investigaciones sobre números, como el profesor Antonio Roldán:

matriculas antonio-roldan

Se me ocurren algunas preguntas que añadir a la propuesta de Antonio:

  • Hay tantas matrículas pares como impares ¿verdad? (el cero es par) no hay tantas “matrículas multiplicativas” pares como impares ¿cuántas impares hay?
  • ¿Qué probabilidad hay de encontrar un coche que cumpla esta relación? (solución en comentarios) ¿por qué?
  • ¿Por qué crees que es más fácil encontrar matrículas que acaben en 00?
  • Si miras la tabla que hemos configurado con la ayuda de decenas de amigos (y me ayudas a terminarla) verás que cuesta más trabajo encontrar placas que tengan las tablas “difíciles” (en las que los dos factores sean mayores que 5) ¿por qué crees que pasa?

Para terminar, decir que la imagen de este post está disponible también en mayor calidad, por si deseas descargarla o imprimirla. Quiero agradecer a Maria Jesús Murillo su paciencia para elaborarla.

¿Qué otros juegos te obsesionan haces con matrículas? Utiliza los comentarios para compartirlos. No descartes que sean mi próxima obsesión, cuando termine con esta y consiga completar las tablas de matrículas de multiplicar…

Si te ha gustado la entrada no dudes en compartirla con los botones de abajo. Recuerda que puedes seguirnos en FacebookTwitterGoogle+InstagramPinterest, también puedes suscribirte a nuestro canal de Youtube

¡No dejes de tocar las mates!

Si te ha gustado esto, también te puede interesar:


Tu comentario:

2 comentarios sobre “Matrículas de multiplicar

  • Javier Herrera
    ¡¡Este post es brutal! Como amante de las motos clásicas, he tenido alguna matrícula que rompe los esquemas de estos juegos geniales. Mi vespa del 63, de matrícula M-351371 nació en una época (antes del 71, fecha en la que cambiamos al segundo sistema de matriculación de nuestra historia "vehicular") en la que las matrículas tenían una letra (o dos) seguidas de varios números. Madrid tuvo un nivel de matriculación enorme, tanto es así que llegó mas allá del 900000 mientras que en Soria apenas superaron las 5 cifras. Con la llegada del tercer sistema de matriculación, a parte de perder los distintivos provinciales y algún que otro número en las placas, se perdieron situaciones memorales como gijoneses comprando coches con matricula de Girona (en Asturias las matrículas empezaban por la O de Oviedo y eso a algunos les generaba tensiones, jeje) o habitantes de un pequeño pueblo de Burgos llamado Caleruega comprando coches matrícula de Cádiz para alardear de matrícula propia. Hago esta reflexión para ver lo complicado que podría haber sido jugar con los números en según que momento de nuestro parque móvil. Eso sí, recuerdo haber estado buscando capicúas en muchas concentraciones de clásicos plagados de matrículas viejunas. Nostalgias aparte, me parece un juego genial con múltiples posibilidades. en mi caso he pensado adaptarlo para que mis peques de 1º busquen los amigos del 10 (7310, 2810, etc). ¡Felices vacaciones tocamates!