Lince matemático

Lince matemático

¿Conocéis Pictureka o el juego del Lince? Son dos estupendos juegos de mesa de percepción visual. Hoy traigo una adaptación que ha realizado una alumna mía de magisterio: un lince matemático.

En mis clases de la Facultad de Educación, suelo pedir a mis alumnos como trabajo final que “materialicen” una rutina, un applet de internet ya existente, con la idea en mente de convertirlo en un juego de mesa. Es una idea que me dio el maestro David Barba, uno de los autores del maravilloso blog Puntmat. No suelo ponerlos aquí, no porque no sean buenos, suelen serlo, sino porque implican construir un tablero o fichas y no quiero daros más tarea. Hace unas semanas, tuve la suerte de que mi alumna Judith Pérez, en la asignatura de Didáctica de la Geometría y la Medida, me trajo esta maravillosa versión del Lince, incluyendo las plantillas para el tablero y las cartas, que enlazo al final de la entrada.

El juego es apto de 1 a 9 jugadores/as, pero es preferible para 4 ó 5. Se puede jugar con niños a partir de 9 años. El objetivo es hacerse con el mayor número de cartas posible buscando las figuras que se indican en cada una.

Preparación del juego

Necesitamos un puñado de garbanzos, que hagan las veces de contadores de fallos, a falta de garbanzos puede valer cualquier otra legumbre, regletas, o tapones.

Se colocan las 9 baldosas formando un cuadrado de 3×3.

Se barajan todas las cartas y se forma un único montón con ellas.

Cómo se juega.

Cada participante comienza con tres garbanzos. Por turnos cada participante va cogiendo una carta del montón. Una vez resuelta esa carta, quien haya encontrado la figura que indica, se la lleva a modo de punto. Si se señala una figura que no corresponde con la que están buscando se pierde un garbanzo. Al perder todos los garbanzos se pierde turno en la siguiente ronda.

Existen tres tipos de cartas:

  • Azules: todos los participantes buscan en todo el tablero la figura.   
  • Rojas: cada participante escoge una baldosa en la que buscar la figura.
  • Verdes: el participante al que le haya tocado la tarjeta verde, tira un dado que marca cuantas figuras debe buscar en todo el tablero (se puede poner un tiempo límite en este tipo de tarjetas).
  • De manera especial existen cartas con flechas, las cuales varían el orden del tablero antes de que empiece cada ronda: Curvadas: se rota sobre sí misma una de las baldosas del tablero (a elegir y en el sentido que desee el participante que haya sacado la tarjeta). Rectas con doble sentido: se intercambian de lugar dos baldosas cualquiera (a elegir por el participante que haya sacado la tarjeta).

Ganará el juego aquel/aquella jugador/a que haya conseguido más cartas en un tiempo establecido o cuando el montón de cartas se acabe.

En este enlaze puedes descargar las tarjetas para componer el lince matemático.

Aquí tienes las cartas.

Te dejo de tarea imprimirlas, recortarlas, plastificarlas y pasar un buen rato jugando.

¿Conocías el juego? ¿Te ha gustado? No dudes en compartirlo, en añadir en comentarios otros juegos que te gusten y en seguir tocando las mates.

Si te ha gustado esto, también te puede interesar:

Tu comentario: